domingo, 25 de noviembre de 2018

95 Jean Bouin






Curiosamente, la 95 Edición de la Jean Bouin iba a ser mi 10K número 100, una cifra nada despreciable, teniendo en cuenta que el primero lo corrí en el 2010 y que las temporadas las completo con Medias (42 hasta la fecha) y Maratones (20 a día de hoy).

La Jean Bouin es una de las carreras más populares de Barcelona y en la que se han forjado grandes campeones que participaron ya desde pequeños ya que no sólo hay una carrera 'Open' y otra 'Internacional', sino que hay multitud de carreras para los más pequeños.

Sería mi 6ª participación en esta carrera que tiene circuitos diferentes para el atleta popular y para el profesional, siendo este último realmente duro con tres vueltas a un circuito que sube y baja la montaña. El popular tampoco se queda corto de dureza, sobre todo en los dos últimos kilómetros con una calle Lleida que puede romper cualquier ilusión de hacer marca.

Llegaba bastante bien de ritmo con buenos entrenos esta semana y el objetivo era bajar de 45', algo que no conseguía desde antes del verano.

El sábado fuimos a recoger el dorsal en el pabellón Mar Bella, lugar elegido por la organización para el evento. Personalmente pienso que no es el más idóneo, sobre todo teniendo en cuenta que la carrera tiene salida y meta en la zona de Plaza de España y que obliga a 9000 corredores a desplazarse hasta allí, con la limitación de aparcamiento que hay. Los que lo llevamos al Forum nos encontramos con un aparcamiento en unas condiciones lamentables.

Con mis dos amores en la Feria del Corredor

Las fotos ya no son con ella sentada en mi rodilla ;)

                                   


Salvo este detalle, en lo que respecta a la recogida del dorsal en si todo bien organizado y sin hacer colas.

Ya el Domingo de la carrera, el día se presentaba bueno. Fresquito a las 0730h cuando pasé a recoger a Miguel, y ya un poco mejor a la hora de la salida mientras calentábamos con Nukis con quién habíamos quedado en su casa.

Como hace mucho que no bajo de 42' me relegaron al tercer cajón, donde me encontré con Matías que tenía la idea de ir más o menos al mismo ritmo que yo. La idea era salir fuerte aprovechando que la primera mitad de la carrera es muy favorable, y ganar algunos segundos que, sí o sí, se perderían en los dos últimos kilómetros.

Me sorprendió lo estrecho que era el arco de salida. No se aprovechaba todo el ancho de la calzada como en otras ocasiones. Yo creo que era una manera de hacer la salida más fluida ya que al cruzar el arco sí que ya podías disponer de todos los carriles para correr. El control de acceso a los cajones, más o menos bien. Siempre se cuela alguno/a de esos que les gusta recibir empujones cuando los que van más rápido que ellos se ponen a ritmo. En fin, es nuestra idiosincrasia española esa de no respetar y, sobre todo, de no tener dos dedos de frente.

Cada uno en su cajón, como debe ser

Tal y como había previsto, ese primer tramo de la carrera me salió muy rápido. Los tres primeros kilómetros a 4'22", 4'24" y 4'26" y el tercero a 4'16" aprovechando el tramo descendente de Gran Vía y Passeig Sant Joan. Iba bien, pero un poco forzado, la verdad. Quizás la carga de kilómetros de esta semana me estaba pesando.

A partir de ahí me sitúo alrededor de los 4'30" para llegar al Paralel donde cedo 8", 9" y 11" en los kilómetros 8, 9 y 10, lo que no está nada mal teniendo en cuenta que la subida es bastante dura, sobre todo la de las calles Tamarit y Lleida en el último. Los últimos 400 metros son favorables y ahí puede aprovechar para recuperar un poco del tiempo perdido y cruzar la meta en 45'32", un poquito por encima del objetivo.

Sufriendo la calle Lleida

Prueba superada

Nukis firmó un carrerón por debajo de 42' y Miguel después de unas semanas sin poder entrenar bien pudo bajar de 55'. Matías también se esforzó a tope para terminar un poco por encima de los 46'. Así que después de la ducha, Nukis, Miguel y yo nos pegamos un merecido festín para recuperar fuerzas.

La prensa se hizo eco del tremendo carrerón jajajjaja


Recuperando fuerzas

Ya sólo me quedan 3 carreras para finalizar este 2018 que va realmente bien, no tanto en marcas, pero si en sensaciones y sobre todo en lesiones. Salvo una sobrecarga en Junio, no tuve absolutamente nada y eso que cerraré el año con más carreras de mi trayectoria runner.

Hoy sí que hay bastantes fotos gracias a JJVICO, así que en GOOGLE FOTOS las podéis ver todos. En GARMIN CONNECT las estadísticas completas.





NO RETREAT, NO SURRENDER