domingo, 12 de mayo de 2013

27 Cursa Nou Barris



Esta era una de la clásicas carreras de barrio de Barcelona que todavía no tenía en mi Curriculum, básicamente porque siempre me coincidía con algún compromiso. Pero este año tuve suerte con el calendario y me pude apuntar. Llegaba en un momento de forma bastante bueno y esperaba hacer una buena carrera aunque sabía que tenía una parte bastante dura pero que yo desconocía.



El día era fantástico, fresquito y nublado. Lo mejor que puede esperar un corredor. El día anterior la entrega de dorsales en Herón City había transcurrido sin problemas, aunque esto es bastante subjetivo ya que depende de la hora, y de las circunstancias. La bolsa del corredor correcta con camiseta, bandana para el pelo y un par de botecitos de champú que siempre vienen bien para cuando viajas.

Ya metidos en el lío, el día de la carrera llegué con bastante tiempo de antelación porque no controlo la zona y aparco a más o menos 1 kilómetro para ir rodando tranquilamente después de hacer los estiramientos. Ahí ya me dí cuenta que la carrera no iba a ser nada fácil, porque veía que los conos que delimitan el trazado estában colocados en unas cuestas considerables.

De momento sólo los más madrugadores

Así que mentalizado de que tocaría sufrir un poco, me coloco con tiempo en la salida porque no había cajones y en estos casos hay que intentar ponerse en los primeros lugares para poder salir a buen ritmo y sin problemas. Y mientras pensaba en cómo sería el recorrido, una mano se apoya en mi hombro... Fernando no podía ser porque estaba con una lumbagia de caballo así que ya sólo me quedaba uno. Javi!! De nuevo compartiendo asfalto y no veáis de que manera porque hasta los últimos metros fuimos juntos incluso haciendo relevos, aunque en honor a la verdad, tiraba más él de mi que yo de él. Pero como decía Jack el Destripador 'vamos por partes...'

La salida era ancha y recta en sus primeros 300 metros por lo que pudimos colocarnos muy bien a ritmo sin mayores problemas. Después de dos giros, la primera en la frente, un pedazo de subida bastante prolongada, de unos 400 metros para avisar de lo que nos esperaba después. Giro a la derecha y ya los siguientes 300 metros en descenso para cerrar el primer kilómetro en 4 minutos exactos. Nada mal teniendo en cuenta el 'repechito'. A partir de ahí, con Javi justo a rueda, o más bien a zapatilla (al principio yo siempre salgo bastante lanzado), el segundo kilómetro transcurría bastante llano excepto los 200 metros del lateral del cementerio que picaban un poquito y que luego se 'recuperaban' al bordearlo por el lado contrario. 4:11, unos 4-5 segundos más de lo que esperaba. Nada grave.

Km 6 - Apretando los dientes

En la mitad del tercer kilómetro nos cruzamos con la cabeza de carrera que ya había realizado el giro que había casi al final de ese kilómetro. Lo que no sabíamos es que con el giro se iniciaba la primera cuesta importante. Como llevábamos buen ritmo, no afectó mucho al ritmo y lo pasamos en 4:04. El problema vino justo ahí, después del repecho y de la pequeña bajada un giro a la derecha nos mostraba la cruda realidad. Un pedazo de interminable cuesta. Casi todo el kilómetro 4. Ahí se esfumaron todas las ilusiones de hacer una buena marca. El crono se fue a 4:31, vamos más lento que mi ritmo de media maratón. Pero la cosa no terminaba ahí. Después de un nuevo giro a la derecha y un pequeño respiro de 200 metros, otros 600 de subida con la que llegamos prácticamente a la Ronda de Dalt, para girar y empezar el frenético y largo descenso que nos dejaba justo en dónde habíamos girado antes de alcanzar el primer kilómetro, pero que ahora se había convertido en el séptimo. Aunque recuperamos bastante en la bajada, yo iba bastante tocado del esfuerzo de la subida, pero me animaba al ver a Javi a mi lado y conseguía mantener un buen ritmo. Después de pasar de nuevo por lo que hacía un rato era la línea de salida llegamos al penúltimo giro dónde estaba el kilómetro 9. Ahí ya iba muy justo y al entrar en Can Dragó Javi cogió unos metros de distancia y yo opté por no forzar demasiado ya que no estaba ni siquiera cerca de bajar de 42'. Simplemente me dejé llevar y sólo apreté un poquito en los últimos metros, aunque no desde tan atrás cómo suelo hacerlo habitualmente, para entrar en 42:29 una marca bastante buena para lo complicado que era el circuito. Cinco segundos antes había entrado Javi con el que seguimos charlando hasta el centro comercial dónde nos despedimos hasta la siguiente, en principio, La Maquinista, porque él no tenía la intención de ir a la de El Prat.

Km 7 - Todos los músculos en tensión. De verde a mi derecha 'medio' Javi

Nueva prueba superada

En cuanto a la organización de la carrera, todo bastante bien aunque pienso que los carteles indicadores de los kilómetros deberían estar más visibles. Salvo eso, nada destacable, ni para bien, ni para mal.

Las estadísticas como siempre en GARMIN, y en la Lliga he mejorado puestos colocándome en el puesto 140 de la general y en 31 de mi categoría.




2 comentarios:

  1. Pues otra más al saco Suso! A pesar de ser una carrera "complicada" has conseguido una buena marca. Entre estas carreras de 10k a estos ritmos y las tiradas largas que te metes últimamente, las 3h30' están cada vez más cerca...
    Un abrazo crack!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Rubén!! Tengo el saco que me va a reventar el día menos pensado.. :)
      La verdad es que estoy entrenando bastante más de lo que hacía. Aparte de las tiradas largas, cada semana estoy haciendo series o fartlek que espero me ayuden. Eso más las competiciones deberían dejarme fino para Valencia. Los 3:30 los veo claros, pero necesito 3:25 para clasificarme para Boston 2015. Y eso va a ser durillo, pero creo que es alcanzable con algo de esfuerzo y sobre todo constancia. Haré sólo una parada a modo 'reset' de dos semanas en Julio y luego a seguir a tope ya hasta la carrera.
      Un abrazo!!!!

      Eliminar