domingo, 2 de diciembre de 2012

35 Cursa La Sagrera



Primera participación en esta carrera que es un clásico en el circuito de 10K de Barcelona y debo decir que me he llevado una grata sorpresa. Es una carrera hecha para el corredor popular, sin masificaciones y con un buen ambiente sobre todo en la zona de salida/meta. Típica carrera de barrio, pero altamente recomendable si te quieres empapar del ambiente de las carreras populares.



La semana había transcurrido marcada por la inactividad total, a excepción de un suave rodaje el sábado de 6K para tonificar. El domingo anterior había corrido la Mitja de Tarragona y me costó un poco recuperar, a lo que hubo que unir unos compromisos de trabajo que no me dejaron entrenar como quisiera. Así que no esperaba nada especial de esta carrera. Simplemente conocer el ambiente y el circuito y hacer un tiempo aceptable. Calculaba que entre 43' y 44'.

La semana había sido una de las más frías en Barcelona desde hace mucho tiempo y el domingo de la carrera no fue menos. Hacía un frío que pelaba. Hubo incluso gente que aprovechó para criogenizarse hasta que pase la crisis en España.

El sábado fui a por el dorsal y en plan reconocimiento de la zona, muy recomendable siempre que se estrena carrera, sobre todo si tienes la intención de llevar coche. No pintaba bien la cosa, porque estaba todo muy colapsado y el día de la carrera sería peor. Efectivamente, llegué con tiempo para no pasar apuros, pero no había forma. Vueltas y más vueltas, y el tiempo se me echaba encima para poder hacer el calentamiento que quería. Al final, afortunadamente conseguí aparcar con el tiempo suficiente para calentar. Bueno, para intentar calentar, porque de verdad que hacía mucho frío. Me costó bastante empezar a sudar mínimamente y eso que llevaba, por primera vez en una carrera de 10K camiseta térmica de manga larga por debajo de la de tirantes.



Después del calentamiento me voy al cajón que me corresponde (sí, a pesar de que eramos pocos, estaba todo muy bien organizado y por cajones) y allí me encuentro con Fernando. Bueno, más bien me encontró él porque yo estaba un poco deslumbrado por el sol que ya lucía poderoso y que mitigaba un poco el frío. Charlamos un ratillo sobre lo que pensábamos hacer en la carrera y los próximos retos, y a las 0930 se dio salida a la 35 edición de la Cursa La Sagrera.

La salida era en pendiente descendiente para luego realizar tres giros y enfilar una larga recta, al final de la cual se encontraba el km 1. Como siempre, muy rápido en 4:07 pero con sensaciones extrañas. No me encontraba muy bien y eso se notó en el Km 2 en el que sufrí un bajón importante. Demasiado pronto. Por mi cabeza pasaban mil cosas, entre ellas la de ponerme a ritmo dominguero y terminar haciendo un rodaje suave. Así que después de superado ese Km 2 intenté subir un poco el ritmo y tomarme la primera vuelta como de reconocimiento. Bastantes giros y un poco tobogán, aunque entre el Km 3 y el 4 había una bajada bastante larga, que no pronunciaba que permitía recuperar lo perdido al principio.

Así que con todo esto rondando por mi cabeza paso de nuevo por el Km 5 que estaba situado en la línea de salida/meta, en 21:46, uno de mis peores tiempos de las últimas carreras pero, para ser sincero, con bastante energía. Bebo un poco de agua y vuelvo a enfilar la larga recta que me dejaría en el Km 6. Y justo ahí, en esa recta, me saltó un resorte en la cabeza y decidí alargar un poco la zancada y subir el ritmo, justo en el momento en el que iba detrás de dos chicas que me habían pasado en el Km 3 y de ver cómo un fotógrafo le indicaba a otra que corría delante de ellas que iba en la 4ª posición. Quizás fue eso lo que hizo que dejase de relajarme y me centrase en la carrera, porque a partir de ahí, lo único que hice fue adelantar a gente. Primero a esas dos chicas, luego a la que iba cuarta, a la tercera, y en el Km 8 a la que iba segunda para finalmente cruzar la línea de meta en 42:38, una de mis mejores marcas de este año y, por supuesto, con split negativo, o sea, que la segunda vuelta fue más rápida que la primera. Es la segunda vez que lo hago en todas mis carreras.



Al cruzar la meta me estaba esperando Fernando que había llegado minuto y medio antes y justo cuando estábamos comentando la carrera se acerca Javi, otro clásico de las carreras populares y del que ya he hablado en otras crónicas ya que es la cuarta vez que coincidimos en dos meses. Había llegado más o menos a la vez que Fernando. Después de las presentaciones y breve charla, Fernando me acompaño hasta el coche antes de que nos quedásemos completamente congelados.

Y creo que no hay mucho más que decir salvo agradecer a los voluntarios su trabajo ya que sin ellos, estas carreras no existirían. Ellos sí que son unos verdaderos campeones, porque sin ningún tipo de compensación económica, han aguantado estoicamente el frío que hacía.

Hoy sólo tengo un autorretrato que es el que he puesto arriba, así que no hay link de fotos, pero sí de estadísticas en GARMIN

Y con los puntos conseguidos esta es la clasificación de la Lliga Internet 2012. De momento en el puesto 201 a falta de 2 carreras. Mejorando ligeramente la posición del año pasado.


1 comentario:

  1. Hola Suso.

    Corres una media ¿Y la semana siguiente te vistes de corto en un 10.000 para marcarte una carrera táctica yendo de menos a más en uno de tus mejores tiempos del año? Eso ya es estilo keniata.

    Un saludo en nombre de los que tiramos de orgullo y pundonor a partir del 7.000 para no desentonar con la primera mitad de la carrera.

    Fernando

    ResponderEliminar